Espacio.

Cuando meditas liberas espacio en tu cerebro y en tu corazón, como cuando borras archivos de un disco duro o de la memoria de tu teléfono.

Y tú no tienes que hacer nada en especial más que sentarte a meditar.

Cuando estás en silencio, contemplando el flujo de pensamientos, sensaciones y emociones, el cerebro y el corazón, como no están atentos a lo que está pasando afuera, hacen limpieza profunda adentro.

¿Y para qué sirve eso?

Sirve para que puedas soltar los recuerdos que ya no te sirven, sirve para que tengas espacio para procesar todo lo que has vivido y para que puedas recibir e integrar experiencias nuevas.

Si quieres empezar a meditar y experimentar sus beneficios puedes probar a sentarte 3 minutos a poner toda tu atención en tu respiración, usa éstas instrucciones para que te sea más fácil.

Y si quieres adentrarte más en la práctica de meditación te recomiendo mi libro “Guía Poco Común para Meditar” es una guía ilustrada paso a paso para empezar a meditar inmediatamente, además incluye 4 meditaciones guiadas en audio, que me quedaron buenísimas.

Lo puedes comprar aquí.

Gracias por leer, hasta mañana.

XO XO Juan.

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.